donostia – La Real sigue acumulando expulsiones y castigos pintorescos, después de que a Illarramendi le sancionaran con dos partidos por decirle a los trencillas que eran «un desastre» tras el duelo ante el Madrid y a Jokin Aperribay con tres encuentros por bajar las escaleras en «tono amenazante» espetando a los árbitros del partido contra el Granada que «¡Esto es una vergüenza, estamos siempre igual!». Mientras no paramos de ver protestas sin ser penalizadas ni recogidas por los árbitros en sus respectivas actas, en Vila-real le tocó el turno al preparador físico txuri-urdin, David Casamichana, que fue expulsado poco después de que Willian José adelantara al equipo con un buen gol de cabeza y que el Comité de Competición de la RFEF ha sancionado con dos partidos en aplicación del artículo 120 del Código Disciplinario.

Mediada la segunda mitad, el colegiado Cuadra Fernández se acercó a la banda donde estaba dirigiendo el calentamiento de varios suplentes y le mostró la tarjeta roja. Según refleja el acta arbitral del encuentro, «en el minuto 67 el técnico Casamichana Gómez, David, fue expulsado por el siguiente motivo: protestar de forma ostensible una de mis decisiones y decirle al árbitro asistente número 1: Eso lo tienes que ver tú, que no haces nada».

Por cierto, da la pintoresca casualidad de que el linier que tuvo el oído tan sensible para escuchar la protesta del fisioterapeuta de la Real es el ínclito Teodoro Sobrino Magán. A muchos no les sonará el nombre, pero fue el mismo que anuló el gol de Januzaj ante el Real Madrid pese a encontrarse en una muy mala posición para poder calibrar con exactitud si Merino tapaba a Courtois. El mismo que abroncó con muy malas formas a varios realistas cuando apenas le habían comentado nada y el mismo que decidió tres saques de banda en contra de la Real en acciones más que discutibles. ¿Casualidad?

La buena noticia, en este sentido, es que ninguno de los cuatro apercibidos vio la cartulina amarilla, por lo que Zubeldia, Oyarzabal, Willian José e Isak podrán ser de la partida ante el Sevilla. En caso de que fuesen amonestados mañana, se perderían la última jornada en el Wanda, una pérdida, la de cualquiera de ellos, que sin duda será muy perjudicial para Imanol. Los dos jugadores a los que le sacaron la amarilla en El Madrigal fueron Merino y Le Normand, pero ambos ya se han perdido un partido por acumulación y se encuentran en el segundo bloque.

Habrá que ver si Odegaard e Isak se encuentran en condiciones físicas de repetir titularidad ante los de Julen Lopetegui.

Por admin

Deja una respuesta