Agustín Eizaguirre fue guardameta de la Real Sociedad de Fútbol entre 1912 y 1925. Es considerado el primer gran portero de la historia de la Real.

Llegó a la Real Sociedad en 1912 procedente del Amaikak-Bat siendo todavía un adolescente y permaneció 14 temporadas en el club, hasta retirarse en 1925 con 28 años de edad. Eizaguirre jugó solo 69 partidos con la Real debido a que en aquella época se disputaban pocos encuentros cada temporada.

En 1913 alcanzó con su equipo la final de la Copa de España que había organizado la Unión Española de Clubs de Football. La final se disputó a doble partido, siendo necesario un tercer partido de desempate que se saldó finalmente con la victoria del Fútbol Club Barcelona, rival de la Real en la final, por 2-1. Eizaguirre tomó parte en el segundo y tercero de estos partidos.

Eizaguirre formó parte también del once de la Real Sociedad en el partido inaugural del Estadio de Atotxa que se disputó el 5 de octubre de 1913 frente al Athletic de Bilbao. Agustín consiguió con la Real Sociedad los Campeonatos de Guipúzcoa de 1919,1923 y 1925.

Su propio hijo, Ignacio, que sería uno de los mejores porteros de la Liga española de fútbol en las décadas de 1940 y 1950.

Ignacio Eizaguirre ficha en 1936 por la Real Sociedad. Si bien, la Guerra Civil Española paraliza las competiciones deportivas entre 1936 y 1939. Tras la guerra, en la temporada 1939-1940, debuta en la Segunda división con la Real.

 

El Valencia CF, de acuerdo con su padre, Agustín, lo fichó en la temporada 1940-1941 La llegada del portero vasco fue conflictiva. Fue declarado en rebeldía por la Real Sociedad y se pasó la temporada en blanco sin poder llegar a debutar.

Al año siguiente tras finalizar el periodo de rebeldía logró debutar con el Valencia CF en la jornada 13, pero en su primer partido como titular, disputado ante el Real Madrid en la cancha madridista, recibió cinco goles, lo que hizo que el entrenador volviera a confiar en Pío, el portero titular hasta el momento.

Eizaguirre siguió en la suplencia hasta la jornada 17 en la que el Valencia visitaba al Athletic de Bilbao. En este partido, el titular iba a ser otra vez Pío, pero Eizaguirre recibió la visita de su padre, Agustín Eizaguirre también portero, desde la cercana San Sebastián. Como el negocio familiar de los Eizaguirre era una carnicería, el padre del jugador llevó una cesta con longanizas y morcillas para que las degustaran los jugadores, con tan mala suerte que Pío se empachó de tanto comer. Debido a esta baja de última hora, Eizaguirre obtuvo la titularidad que no abandonó en lo que restó de temporada.

En el Valencia CF permaneció nueve temporadas, consiguió tres títulos de liga y una copa del Rey. Además, logró dos trofeos Zamora en las temporadas 1943/44 y 1944/45.

La temporada 19501951 fichó por la Real Sociedad ya que sentía gran añoranza de su tierra natal al estar allí toda su familia y su novia. En el equipo guipuzcoano disputó otras seis temporadas a gran nivel.

Por admiweb

Deja una respuesta